Moving time  3 saat 6 dakika

süre  4 saat 38 dakika

Koordinat sayısı 1802

Uploaded 01 Şubat 2020 Cumartesi

Recorded Ocak 2020

  • Rating

     
  • Information

     
  • Easy to follow

     
  • Scenery

     
-
-
1.946 m
1.365 m
0
2,6
5,1
10,26 km

90 kere bakıldı , 6 kere indirildi

yer Caserío Huenes, Andalucía (España)

La pirámide del Trevenque (2.079 m) es la cumbre más curiosa y atractiva de la media montaña nevadense, un pináculo solitario entre los tajos de los ríos Dílar y Huenes. El principal encanto se debe a las agudas y enérgicas siluetas de las aristas que dibujan la cima y el exclusivo aspecto estepario de los barrancos o “arenales” de la cara sur, formados por enormes acumulaciones de grava dolomítica almacenada en el fondo de las ramblas como ríos de arena triturada entre cerros de cuarcitas y calizas grises, naranjas y azuladas.

Iniciamos el recorrido circular en el aparcamiento del Canal de la Espartera (1.400 m), junto al Cortijo Sevilla, tradicionalmente conocido como Era de los Pensamientos. Empezamos a caminar desde el parking ya mencionado, para ir subiendo, a la izquierda, por el sendero señalizado con balizas blancas y amarillas PR-A 21; muy fácil de seguir y que, tras un ascenso para entrar en calor, finalmente nos lleva a la explanada en la que se encuentra un primer panel informativo que nos cuenta sobre las características geológicas de la zona que vamos a recorrer.

“Sierra Nevada se incluye en las Zonas Internas de la Cordillera Bética. El relieve está formado por tres conjuntos o unidades geológicas dispuestas en bandas concéntricas a modo de orla, desde la zona central del macizo a la pariferia. Estas unidades son:
-Complejo Nevado-Filábride…
-Complejo Alpujárride…
-Unidades neógenas y cuaternarias…”


A partir de ahora nos metemos de lleno en los conocidos como Arenales del Trevenque, siendo estos el camino más directo para acceder a este pico tan emblemático de la media montaña granadina. Seguimos el sendero que se adentra en los mencionados arenales, y en los que, con suerte, podremos ver ejemplares de cabra montesa, hasta llegar a otra explanada en la que encontramos otro gran panel informativo que nos habla de los arenales que pisamos y que además, es un espléndido mirador hacia el Trevenque que ya empezamos a tener más cerca.


“LOS ARENALES DEL TREVENQUE. El modelo ruiniforme o “arenales” que caracteriza el entorno del Trevenque y los Alayos representa uno de los paisajes más singulares y emblemáticos de la Cordillera Bética, en general, y del macizo de Sierra Nevada, en particular. Se desarrolla sobre dolomías alpujárrides de edad Triásico (230-210millones de años) muy fracturadas y diaclasadas.


La génesis de este paisaje, habitual en ambientes periglaciares de latitudes medias-altas, se debe a procesos físicos (meteorización física) en los que intervienen la acción de los agentes atmosféricos ( temperatura, agua, etc.). Este proceso consiste en la desintegración de la roca como consecuencia del cambio de estado del agua (hielo, deshielo) que ocupa el interior de las grietas. Cuando la temperatura desciende el agua se transforma en hielo, convirtiéndose en una cuña que ejerce un efecto palanca sobre la grieta provocando la rotura de la roca. Posteriormente, cuando aumente la temperatura del agua se fusiona profundizando en la grieta. La repetición de este proceso, favorecido por la fracturación del macizo, provoca la trituración de la roca dolomítica en pequeños fragmentos (milimétricos a centímetros), dando origen a la grava o arena dolomítica, que por gravedad, se moviliza a favor de la pendiente de las laderas.


FORMAS SINGULARES.


Durante los periodos lluviosos el agua de escorrentía arrastra las arenas dolomíticas desde las vertientes de las laderas hacia el lecho de los barrancos formando los denominados “arenales” o torrenteras y ríos de grava. Las acumulaciones de estas arenas a la salida de los barrancos forman los conos o abanicos de grava. Los escarpes rocosos que resultan entre el paisaje ruiniforme se corresponden a bloques dolomíticos compactos que han resistido la erosión.”


En el punto donde se encuentra este segundo panel informativo abandonaremos el PR-A 21, para continuar por una amplia pista o antiguo camino carretero que por la izquierda y en ligero pero constante ascenso, por el cordel del Trevenque, y tras numerosas curvas a modo de meandros, nos conducirá hasta la base del Rey de la media montaña granadina, el Trevenque. En este tramo tendremos la oportunidad, en varias ocasiones de ver las dos vertientes del cordel, obteniendo unas inmejorables panorámicas de los dos valles; el del Río Huenes y el del Dílar.


Una vez en la base del Trevenque, un serpenteante sendero en duro ascenso nos hace ganar rápidamente cota. Las personas con poca experiencia en caminar por este tipo de terreno han de tener mucha precaución ya que el sendero es muy pedregoso y con mucha arena que hacen algo resbaladizo el ascenso, y sobre todo el descenso. ¡¡¡Mucha precaución!!!


Y tras unos 700 m. de exigente ascenso haremos cima. Habitualmente, y sobre todo en Navidades, en la misma cima, podremos ver algunos portales de Belén, que un pastor puso de moda y que los senderistas que suben lo han tomado como tradición. Desgraciadamente, en esta ocasión, algún desaprensivo se había llevado la mayoría de las figuritas y solo quedaba la desconsolada mula en el pesebre. Las panorámicas son espectaculares: Sierra Nevada con Pradollano y el observatorio astronómico a tiro de piedra, los singulares Alayos, Sierra Tejeda Almijara y Alhama al fondo, La Boca de la Pescá, Granada Capital, El Cerro Huenes con sus cerros de las Minas, Gordo, Tamboril, del Sol y Pico de Carne, la Sierra de Huetor y Sierra Arana… . Los barrancos dolomíticos del Trevenque y los Alayos conservan una vegetación de gran valor. Al encinar y pinar existentes hay que añadir una rica variedad de plantas que se han adaptado a este peculiar substrato, rico en magnesio, como la vulneraria y el erodium, y otras más corrientes (lavanda, santolina, salvia, esparto).


Tras comer el bocata, deleitándonos con las espectaculares vistas, iniciamos el descenso con paciencia y precaución para evitar los temidos resbalones. Llegados a la base del Trevenque tomaremos nuevamente el sendero PR-A 21 que en descenso atraviesa varias barranqueras de arenales dolomíticos que bajan de la cuerda del Trevenque y que son un paisaje singular, de agreste relieve, como el de los imponentes Alayos de Dílar en la otra vertiente del río. En el agreste cresterío de los Alayos, destaca en el centro, el conocido popularmente como Corazón de la Sandía (1.885 m). Al fondo del valle vemos la cumbre del Caballo, el tresmil más occidental de Sierra Nevada.


Estamos en una zona muy singular de Sierra Nevada, un escenario natural presidido por el Pico del Trevenque (2.083 m), con su inconfundible perfil alpino dominando este paisaje deslumbrante de ramblas y barranqueras arenosas que se desmoronan con facilidad; de ahí la fragilidad de este ecosistema ante cualquier impacto.


Tras pasar por un pinar con bastantes rastros de la última nevada, el camino desciende un buen tramo por el amplio lecho arenoso de la Rambla del Barranco del Búho, donde en sus tajos calizos es fácil ver volar alguna chova o cernícalo. y más adelante se toma una vereda a la derecha que asciende un repechón y se une a la antigua pista por la que subimos al Trevenque. Desde aquí desandaremos el camino de ida, ahora en descenso hasta alcanzar nuestro punto de inicio o final de esta recomendable ruta.
otopark

Aparcamiento en Collado Sevilla o Era de los Pensamientos. Canal de la Espartera

Bilişim

Panel información y panorámicas

Kavşak

Desvío Izquierda y Cabras montesas

Bilişim

Los Arenales del Trevenque

manzara

Panorámicas en Collado

Risk

Comienzo de ascenso radical

zirve

Trevenque 2083 m.

zirve

Trevenque 2083 m.

zirve

Trevenque 2083 m.

zirve

Trevenque 2083 m.

Waypoint

Los picachos

Kavşak

intersección Derecha

5 yorum

  • Fotoğraf Narcotic

    Narcotic 06.Şub.2020

    Estará con nieve el sendero? Tiene buena pinta esta ruta.

  • Fotoğraf toloqueverdeguea

    toloqueverdeguea 06.Şub.2020

    Buenas, nosotros la hicimos la semana pasada y no tiene nada de nieve, se puede hacer sin problemas, solo un poco de trepadas en la parte final. En breve subiremos otra ruta (PR-A 21 alargado) que hemos realizado esta semana por la misma zona. Es algo más larga y no sube a la cumbre del Trevenque, pero nos ha gustado mucho. En un par de días estará.

  • Fotoğraf Narcotic

    Narcotic 06.Şub.2020

    Muchas gracias :)

  • Fotoğraf manimanitas67

    manimanitas67 09.Şub.2020

    I have followed this trail  doğrulanmış  View more

    Subir al Trevenque siempre es un placer.

  • Fotoğraf toloqueverdeguea

    toloqueverdeguea 09.Şub.2020

    Gracias manimanitas67 por tu valoración. Efectivamente, el Trevenque nunca defrauda.

You can or this trail